Stacey Abrams: La lucha por reivindicar el derecho al voto

- - 0 8 Views

Escrito por Gianfranco Polar y Carmela Perez, miembros del Área de Investigación del Equipo de Derechos Humanos

Indudablemente, los comicios celebrados en Estados Unidos en noviembre pasado marcaron un precedente en la historia electoral del país norteamericano. En términos de participación, las cifras fueron las más altas de los últimos 120 años, logrando que más de 159 millones de ciudadanos, el 66,7% de la población habilitada para votar, acuda a las urnas voluntariamente pese a la posibilidad de contagio de COVID-19 [1, 2]. En términos políticos, estados como Georgia y Arizona revirtieron su habitual tendencia electoral hacia el Partido Republicano. Estos hechos resultan curiosos si se analizan desde la perspectiva tradicional de la historia política de los Estados Unidos. Sin embargo, en el caso del estado de Georgia una de los factores fundamentales que propiciaron una alta participación electoral fue la labor de una organización dedicada a promover el voto de grupos históricamente reprimidos: Fair Fight, fundada en 2018 por Stacey Abrams.

Stacey Yvonne Abrams es una abogada, escritora y política afroamericana que en los últimos años ha ganado notoriedad por su activismo por los derechos humanos, especialmente por el derecho al voto.

Abrams nació en 1973 y creció en una familia que participó activamente en las marchas por los derechos humanos de la población afroamericana. Su padre, Robert, fue agredido y encarcelado por su participación en ellas. Asimismo, su madre, Carolyn, desafiaba las normas racistas imperantes en aquel entonces, que relegaban a los afroamericanos al final de los buses.

A pesar de provenir de una familia de bajos recursos, Abrams terminó su educación secundaria y continuó su formación universitaria en una institución históricamente negra, Spelman College. Durante su etapa universitaria, participó activamente en protestas por los derechos de la población afroamericana, y fundó la asociación “Students for African American Empowerment”. Luego, obtuvo el título de abogada por la Universidad de Yale. Posteriormente, Abrams comenzó su carrera política en su estado, Georgia, a través del Partido Demócrata. En 2006 fue elegida para formar parte de la Cámara de Representantes del Estado, desde donde impulsó proyectos de reforma del sistema de justicia criminal, iniciativas por la salud mental, y oportunidades educativas [3]. En 2010 se convirtió en la primera mujer afroamericana en liderar dicho órgano legislativo [4].

En el 2013, mientras que todavía formaba parte de la Casa de Representantes de Georgia, Stacey Abrams fundó el New Georgia Project (NGP) [3], una organización sin fines de lucro cuyo fin principal es hacer que la mayor cantidad posible de ciudadanos participen activamente en los procesos electorales democráticos del estado de Georgia. En adición a esto, NGP supervisa y combate legislaciones que podrían afectar desproporcionadamente a la población afroamericana [5]. Tras perder la elección por la gobernación de Georgia en el 2018 contra Brian Kemp, Abrams dio un discurso en el cual anunció la fundación de Fair Fight, una ONG que aboga por unas elecciones más justas, luchando contra la supresión del voto tanto en Georgia como en el resto de estados. Fair Fight se dedica a alentar la participación en las elecciones y a educar a los votantes sobre las elecciones, y más importante, sobre sus derechos [6]. Esto último es crucial en el estado de Georgia, ya que, de los votantes purgados de la lista de registro del estado durante esa elección, 340 mil fueron purgados de forma irregular [7]. Asimismo, Fair Fight promueve una reforma en el sistema de votación de los Estados Unidos participando en asociaciones que apoyan y buscan elegir líderes defensores del derecho al voto, dispuestos a presentar y favorecer reformas que faciliten el acceso al voto para todos.

La labor de Stacey Abrams y los demás activistas que conforman Fair Fight está dedicada a eliminar la supresión del votante, una estrategia política que vulnera los derechos civiles, utilizada por las clases dominantes en Estados Unidos a nivel estatal, con el fin de obtener mejores resultados para sus intereses electorales. En el estado de Georgia, existen aún barreras que impiden la plena participación electoral de minorías como la población afrodescendiente y latina, la clase trabajadora, y las personas con discapacidad, grupos que generalmente tienden a votar por alternativas progresistas. Las medidas para este fin incluyen organizar las elecciones en un día laboral, dificultar el empadronamiento, prohibir el voto a los sentenciados que actualmente se encuentran en libertad, cerrar locales de votación convenientemente cercanos, reducir el tiempo para solicitar una cédula de votación por correo, prohibir el consumo de alimentos y bebidas en los locales de votación, pedir una cantidad injustificada de documentos de identificación y purgar los registros de votación de forma irregular en el periodo previo a las elecciones [8, 9, 10]. Cabe mencionar que estas prácticas son una grave infracción tanto al derecho internacional como a la legislación estadounidense, vulnerando el artículo 21 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos y la Decimoquinta Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos [11].

Tras la debilitación del Acta de Derechos de Votación de 1965, se han ido presentando distintas legislaciones que afectan desproporcionadamente a la población afrodescendiente en los Estados Unidos. Una de las más recientes, el proyecto de ley S.B. 202, fue aprobada por el gobernador Brian Kemp en el estado de Georgia a inicios de año. Una de las organizaciones fundadas por Stacey Abrams, el NGP, fue uno de los primeros grupos en presentar una demanda contra esta ley, ya que, según una demanda presentada por la American Civil Liberties Union (ACLU) y la National Association for the Advancement of Colored People (NAACP), los efectos de esta ley “se sentirán desproporcionadamente por los votantes de color, especialmente los votantes negros”, lo cual representaría uno de los últimos esfuerzos por parte de los oficiales a cargo en obstaculizar la mayor cantidad de votos posibles [12].

En conclusión, Abrams y Fair Fight lograron no sólo reposicionar a su partido político en las recientes elecciones presidenciales de noviembre de 2020 y las elecciones para elegir senadores por Georgia en enero del 2021, sino también ha iniciado un camino para derogar las injustas legislaciones que privan del derecho al voto de poblaciones históricamente marginadas. Estas disposiciones son promulgadas a nivel estatal y promovidas con fines electorales, a pesar de ser una clara vulneración a los derechos humanos desde las normas internacionales y nacionales.

Fuentes:

[1] Lindsay, J. M. (2020, 15 diciembre). The 2020 Election by the Numbers. Council on Foreign Relations. https://www.cfr.org/blog/2020-election-numbers

[2] Schaul, K. K. R. (2020, 8 diciembre). Voter turnout in 2020 election: U.S. has record turnout. Washington Post. https://www.washingtonpost.com/…/elections/voter-turnout/

[3] Rothberg, E. (2021, marzo). Stacey Abrams Biography. National Women’s History Museum. https://www.womenshistory.org/…/biographies/stacey-abrams

[4] Georgia General Assembly. (s. f.). Rep. Stacey Abrams. Recuperado 2 de abril de 2021, de https://www.house.ga.gov/Doc…/Biographies/abramsStacey.pdf

[5] The New Georgia Project. (2020, 19 junio). History. https://newgeorgiaproject.org/history/

[6] Fair Fight. (2020, 5 mayo). About Fair Fight. https://fairfight.com/about-fair-fight/

[7] Durkin, E. (2020, 26 febrero). GOP candidate improperly purged 340,000 from Georgia voter rolls, investigation claims. The Guardian. https://www.theguardian.com/…/georgia-governor-race…

[8] American Civil Liberties Union. (2020, 3 febrero). ACLU News & Commentary. https://www.aclu.org/…/block-the-vote-voter…/

[9] Smith, J. (2021, 29 marzo). Voter Suppression Is Violence. The Rolling Stone. https://www.rollingstone.com/…/georgia-voting-law…/

[10] Waldman, M. (2021, 30 marzo). Georgia’s Voter Suppression Law. Brennan Center for Justice. https://www.brennancenter.org/…/georgias-voter…

[11] Sarmiento, A. (2020, 11 noviembre). Voter Supression: el derecho al voto en las elecciones presidenciales estadounidenses. Ius et Veritas. https://ius360.com/voter-suppression-el-derecho-al-voto…/

[12] Durkee, A. (2021, 30 marzo). Civil Rights Groups Including ACLU, NAACP Sue Georgia Over Voting Law. Forbes. https://www.forbes.com/…/civil-rights-groups…/…

Escrito por

No hay comentarios

Sigue leyendo

0Posts

0Posts

Busca algún tema

Lo más leído

Categories

Síguenos

Facebook